Bioética


El término bioética fue impulsado por el oncólogo e investigador Van Rensselaer Potter inicialmente en el artículo “Bioética: la ciencia de la superviviencia”, publicado en la revista Perspectives in Biology and Medicine en 1970; y más tarde en el libro Bioética: el puente hacia el futuro, editado en 1971.
Tres décadas después, en el año 2005, la Conferencia General de la UNESCO aprobó la Declaración Universal sobre Bioética y Derechos Humanos, donde se reconoce explícitamente que “las cuestiones éticas relacionadas con la medicina, las ciencias de la vida y las tecnologías conexas pueden tener repercusiones en los individuos, familias, grupos o comunidades y en la especie humana en su conjunto”.

En ese documento se establecen como principios a respetar: la dignidad humana y los derechos humanos en general, la autonomía y responsabilidad individual, el consentimiento libre e informado, la vulnerabilidad humana e integridad personal, la privacidad y confidencialidad; la igualdad, justicia y equidad; la no discriminación y no estigmatización, el respeto a la diversidad cultural y el pluralismo, la solidaridad y cooperación, la responsabilidad social y salud, el aprovechamiento compartido de los beneficios, la protección de las generaciones futuras; y la protección del medio ambiente, la biosfera y la biodiversidad.

De acuerdo con el doctor Schmidt, el gran cuestionamiento planteado por la bioética es si todo lo que científicamente puede hacerse es éticamente válido. Por eso, “las comisiones de bioética en los centros de investigación son obligatorias” añadió.

Situación venezolana

En sintonía con los lineamientos de la UNESCO dictados en mayo de 1998 para la creación de comisiones de bioética, en diciembre del mismo año se instaló la Comisión de Bioética del IVIC como órgano asesor y de control, encargado de asegurar el cumplimiento de los principios éticos básicos consagrados en las normativas nacionales e internacionales, cuando se desarrollen investigaciones u otras actividades que involucren experimentación con seres humanos o transferencia de material biológico. A partir del año 2010, también funciona en el instituto la Comisión de Bioética para Investigación en Animales, a fin de garantizar el trato humanitario hacia los animales de experimentación.

En 1999, el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Tecnológicas (actual Fondo Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación, Fonacit), aprobó la creación de la Comisión de Bioética y Bioseguridad y la publicación del primer Código de Bioética y Bioseguridad, cuya tercera edición data del año 2008. En este documento se aclara que la bioética no se circunscribe al ámbito científico, pues “convoca a todos los sectores sociales a participar conscientemente en la búsqueda de mejores perspectivas para la vida en el planeta”, tomando en cuenta a los diversos elementos que participan en la investigación, a saber: el investigador, la institución que respalda la investigación, el ente financiador, los facilitadores de la investigación; los animales, vegetales u otros componentes del ambiente, y la sociedad como contexto o usuaria de los resultados de la investigación.

La Ley Orgánica de Ciencia, Tecnología e Innovación (Locti) del año 2001 y las sucesivas reformas parciales incluyeron a la bioética dentro de sus disposiciones fundamentales. La última Locti, publicada en la Gaceta Oficial N° 39.575 del 16 de diciembre de 2010, reconoce los principios de ética para la ciencia, la tecnología, la innovación y sus aplicaciones “en concordancia con la salvaguarda de la justicia, la igualdad y el ejercicio pleno de la soberanía nacional” (artículo 6), así como los principios de ética para la vida “que tenga como objeto el estudio, la manipulación o la afectación directa o indirecta de los seres vivientes” (artículo 7).

Más recientemente, se conformó la Comisión Nacional de Bioética y Bioseguridad en Salud, adscrita al Ministerio el Poder Popular para la Salud, como órgano regulador y supervisor de los aspectos éticos de la investigación científica y de la atención en salud. Según la Resolución N° 158 publicada en la Gaceta Oficial N° 39.508 del 13 de septiembre de 2010, la comisión estará integrada por siete profesionales de las ciencias de la Salud, Jurídicas, Sociales y Humanas; un miembro de la comunidad y un funcionario del Ministerio del Poder Popular para Ciencia, Tecnología e Industrias Intermedias.

40 años de bioética

Así se tituló el seminario ofrecido recientemente por el doctor Ludwig Schmidt en el IVIC para celebrar el cuadragésimo aniversario de la bioética. Al encuentro asistieron investigadores y estudiantes de las diferentes carreras impartidas en el instituto, en su mayoría jóvenes, “lo que refleja el interés de la generación de relevo por conocer el estado actual de la bioética global” explicó el doctor Ramón Portillo, investigador del IVIC. Durante el año 2011, se llevarán a cabo otros encuentros similares donde se abordarán tópicos de gran importancia, tales como: la ética del uso de animales en investigación, el plagio, la conducta científica inapropiada y los derechos de autor,
algunos aspectos bioéticos de la investigación en enfermedades olvidadas, la generación de relevo y la astroética. Finalmente, se efectuará un foro con los ponentes que hayan participado en los seminarios para discutir el futuro de esta disciplina.

No hay comentarios:

Publicar un comentario